¿Qué es el oído absoluto y qué es el oído relativo?

Si eres músico o te apasiona la música, seguro alguna vez habrás escuchado que alguien tiene un oído absoluto o uno relativo. Si cuando escuchaste eso te quedaste con la duda de qué significaba, no te preocupes, este artículo va a responder eso. Primero empecemos por saber qué es cada uno de ellos y luego veremos qué cosas podemos hacer para afinar nuestro oído.

 

¿Qué es el oído absoluto?

Se le conoce con oído absoluto a la habilidad de identificar una nota por su nombre sin tener que usar una nota de referencia. O poder cantar cualquier nota exacta si ninguna referencia. También pueden identificar las notas de cada instrumento, la tonalidad de cierta canción, las notas de sucesos diarios (como los claxones de los coches), etc. E incluso son capaces de tocar una canción de forma perfecta en un instrumento musical sin tener que leer la partitura, solo escuchandola una vez.

Este tipo de oído se divide en 3:

 

#1 Pasivo

El oído absoluto pasivo es el más “común”, y estas personas solamente pueden identificar las notas y tonalidades que escuchan.

#2 Activo

Solo una de cada 10,000 personas posee este tipo de oído (unas 700,000 personas en el mundo lo tienen). Estas personas pueden cantar cualquier nota que se les pida, sin tener que escuchar una referencia.

#3 Muy fino

El mejor tipo de oído que se puede tener, hay muy pocos de estos en el mundo y además se ocupa de mucha práctica para afinarlo a este grado. Ellos pueden saber exactamente cuando una nota está desafinada en una canción con una precisión muy fina.

A pesar de que todo parece bueno sobre tener un oído absoluto, eso no es siempre así. Imagínate que te encante cierta canción, y un día escuchas a una banda hacer un cover de ella, pero que la toque desafinada. Probablemente te irritara eso, y exactamente eso es lo que les sucede con frecuencia a las personas con un oído absoluto. Para nosotros las canciones pueden ser idénticas a las originales, pero ellos pueden percibir los cambios más pequeños, y escuchar una canción totalmente arruinada.

 

¿Qué es el oído relativo?

El oído relativo, por otro lado, no es tan espectacular como el absoluto, pero eso no significa que no tenga sus méritos por sí solo. Alguien con un oído relativo puede establecer la distancia de una nota con respecto a una referencia establecida. Esta es una habilidad indispensable en todos los músicos y, de hecho, todos los grandes artistas tienen que tener esta habilidad como “requisito mínimo”.

A pesar de que es un gran logro contar con este tipo de oído, no es tan raro como el absoluto, por lo que no tiene tanto “estatus” dentro del mundo de la música.

 

¿Se puede conseguir alguno de esos oídos?

Ahora que ya sabes qué es cada uno de estos oídos, probablemente te estés preguntando ¿qué puedo hacer yo para obtener uno de ellos? Pues te tenemos buenas y malas noticias.

La mala noticia es que muchos expertos creen que el oído absoluto es algo con lo que se nace y que, sin importar cuánto entrenes, no podrás conseguirlo si no lo tienes. Sin embargo, existen otros expertos que dicen que sí se puede lograr siempre y cuando se vea involucrado un entrenamiento desde la infancia. Y que, de igual modo, los hablantes de idiomas que se basan mucho en la entonación (como el chino) pueden conseguir el oído absoluto mucho más fácilmente. Mientras que para los hablantes de español es algo más complicado.

Sin embargo, no todo son malas noticias. Lo que sí puedes lograr tener es un oído relativo y lo único que basta es el entrenamiento adecuado. Una práctica que ayuda mucho a esto es escuchar mucha música. Hay que destacar la palabra “escuchar”, porque muchos oímos música todo el día en nuestro trabajo y hogar, pero no todos la escuchan detenidamente.

También puede ser útil escuchar una pieza musical mientras se lee una partitura para tener una mejor idea de cada nota. De igual modo, quizás lo más conveniente para ti sea asistir a clases musicales para aprender este don. En estas clases los profesores te darán una atención personalizada y harán que tu aprendizaje sea mucho más rápido.

 

Si tienes un oído absoluto, entonces cuentas con un privilegio que muchos desearían tener, así que aprovecha para utilizarlo lo más que puedas y afinarlo. En cambio, si eres como la mayoría de nosotros y no tienes un oído absoluto, entonces practica para conseguir uno relativo. Seguro que te ayudará si eres músico o por lo menos para presumir entre tus amigos. ¿Conoces a alguien con un oído absoluto? Si es así entonces dínoslo en los comentarios y también cuéntanos qué es lo más asombroso que ha hecho con esa habilidad.

 

Acerca de 

Mac, PC, Android, Microsoft; inovación, entretenimiento; funcional o de cotorreo - toda la tecnología me apasiona

Ándale, comparte...Tweet about this on TwitterShare on Facebook3Share on Google+0Share on LinkedIn0

Santiago Costas

Mac, PC, Android, Microsoft; inovación, entretenimiento; funcional o de cotorreo - toda la tecnología me apasiona

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *